Arriba Europa

[Nota preliminar de Vanguardia Nacional Revolucionaria, en septiembre de 1991, al libro de Jean Thiriart, Arriba Europa]

Jean Thiriart terminó de escribir “Arriba Europa” en 1964. La primera edición de esta obra en España data de 1965.

Desde entonces muchos e importantísimos cambios se han producido en Europa. La configuración política, económica, social, cultural, e incluso territorial, de la Europa actual difiere sensiblemente de la que tenía ante sí Thiriart en el momento de escribir este libro.

Es por ello que algunos aspectos concretos de su contenido (entiéndase determinados planteamientos políticos-estratégicos, análisis de situaciones, expectativas de futuro,…) pueden estar “desfasados”, “anticuados”.

Léase, por tanto, “Arriba Europa” atendiendo principalmente al espíritu con que fue escrito y a los objetivos perseguidos con su publicación; es decir, servir de estímulo y de soporte teórico-ideológico a quienes luchan por construir la Nación Europea, Patria común de todos los pueblos que la integran, única posibilidad que se nos ofrece a los europeos de preservar y revitalizar nuestra Cultura, de proyectar en el futuro tantos siglos de Grandeza y preeminencia europea en el mundo.

Sin ningún género de dudas “Arriba Europa” es uno de los más firmes pilares sobre los que asienta y se fundamenta el pensamiento político de los Nacionalistas Revolucionarios Europeos actuales.

Una respuesta a Arriba Europa

  1. “ARRIBA EUROPA”. De Jean Thiriart. Edición de 1991 realizada por Vanguardia Nacional Revolucionaria:

    – Página número 59, de la línea 9 a la línea 22 ambas incluidas:
    “Hacemos constar que las razas son diferentes, lo cual quiere decir que, respecto a la fecundidad intelectual, las hay buenas y menos buenas. No es culpa nuestra que los negros hayan sido incapaces de inventar la rueda, ni de crear una escritura por rudimentaria que fuera, y que en 1900 no conocieran nada de la geometría concebida ya por nuestros antepasados griegos hace veinticinco siglos. No cometeremos la crueldad de seguir citando desigualdades… Esos políticos aprendices de brujo, que quieren hoy practicar una forzada integración de razas van a llevarnos a sangrientas conmociones, aunque, dicho sea de paso, los blancos saldrán vencedores de tales crisis, dado su número y sus cualidades.”

    – Página número 60, de la línea 11 a la línea 29 ambas incluidas:
    “Cualquier otra solución… conducirá a una reclasificación social, en la que los negros formaran siempre una especie de subproletariado. Un país como Brasil, que no es de ningún modo “racista”, manifiesta de facto diferencias raciales proyectadas en diferencias de nivel social. Y esto es humillante para los pueblos de color, que no pueden forjarse ilusiones, pues están en el lugar que les corresponde. (…) La comunidad judía dispone de escuelas israelitas subvencionadas por nuestros gobiernos. A nadie se le ocurrirá la absurda idea de obligar a la comunidad judía a aceptar niños flamencos en sus escuelas (…). Pero cuando una comunidad blanca rehúsa mezclarse con elementos negros heterogéneos, como en Estados Unidos, la conciencia de la humanidad, debidamente dirigida y orquestada, se siente ultrajada.”

    – Página número 61, de la línea 12 a la línea 25 ambas incluidas:
    “Se lo hemos enseñado todo a los negros, incluso los métodos que hoy revuelven contra nosotros. El antirracismo, que –casualmente- es hoy un arma en mano de los declarados enemigos de Europa, es de hecho un racismo antiblanco que oculta su nombre. Cuando son asesinados diez blancos en Kananga, la gran prensa inserta una gacetilla de diez líneas. Pero cuando un blanco atropella en una carretera de Mississipi a un cantante negro, la TV nos obsequia con una hora de emisión. Nunca ha sido violada en París o en Bruselas una estudiante negra; por el contrario, en los países negros recientemente emancipados de nuestra tutela no hay día que no se ultraje a mujeres blancas”.

    – Página número 62, de la línea 1 a la línea 19 ambas incluidas:
    “(…) Un alumno negro mediocre o rechazable tiene derecho a un diploma que se niega a un alumno blanco del mismo nivel. (…) Se está haciendo del negro una especie de vaca sagrada, y esto no podemos soportarlo. (…) Nosotros los blancos, no tenemos por qué crearnos complejos de inferioridad para curar a los negros de los suyos.”

    – Página número 83, de la línea 6 a la línea 14 ambas incluidas:
    “La lepra comunista de Cuba se extenderá inevitablemente a América del Sur; el problema negro de Estados Unidos es insoluble;(…)la probable guerra racial en el mismo corazón de Estados Unidos, la extensión del castrismo… Todo ello va a contribuir a degradar Estados Unidos al rango de potencia de segunda, dentro de no muchos años.”

    – Página número 137, de la línea 18 a la línea 31 ambas incluidas:
    “Ese dinero sustraído al trabajador europeo sirve para adquirir los rutilantes Cadillacs y Mercedes de los políticos de color y para la compra de cantidades superfluas de armas con destino a esos Estados… Los negros de Leopoldville se dan buena vida con el dinero del contribuyente belga; los argelinos compran armas norteamericanas y checas a expensas del contribuyente francés, etc.”

    – Página número 138, de la línea 1 a la línea 24 ambas incluidas:
    “Los subsidios son tan abundantes que los políticos negros, a pesar del lujo desenfrenado en el que viven, están llegando a descubrir el valor del… llamémoslo “ahorro”. (…)La antes proverbial corrupción de los políticos y generalitos sudamericanos se ha quedado pequeña al lado de la actual corrupción africana… Pero ¿qué estamos haciendo por ahora? Los negros “estudiantes” se dejan ver alguna vez por las aulas, posiblemente cuando se hartan de recorrer cabarets y burdeles. Y eso en las facultades de letras, casi nunca en las de ciencias o en las técnicas, de difícil estudio, pero de gran utilidad para la nación.”

    – Página número 157, de la línea 25 a la línea 27 ambas incluidas:
    “El negro que compra un automóvil no puede, en su primitivismo, disociar la POSESIÓN de la CREACIÓN.”

    – Página número 158, de la línea 1 a la línea 18 ambas incluidas:
    “El político negro que posee un transistor, viaja en avión y se viste en una elegante sastrería de Londres se imagina, con un infantilismo al que reconocemos su buena fe, que se ha convertido en nuestro igual. Tal puerilidad anima la oratoria utilizada para estuprar a nuestras embrutecidas masas, y oímos que “son gente como nosotros, que ya come con educación y hasta se lava los dientes”. Pero aunque la mona se vista de seda… No cabe ninguna duda de que si nosotros, los blancos de Europa, debiéramos abandonar totalmente África a su suerte, dentro de muy pocas generaciones volvería al estado primitivo de donde la hemos sacado. Ya se observó el mismo fenómeno entre los indios de Paraguay cuando los jesuitas fueron obligados a abandonar sus reducciones.

    – Página número 159, de la línea 1 a la línea 25 ambas incluidas:
    “En el tren de la Historia nosotros representamos la energía que mueve, la locomotora, y los negros representan los vagones. Es cierto que los vagones deben respeto, si no reconocimiento, a la fuerza motriz. Pero ¿qué ocurre? Los vagones intentan dictar la ley a la locomotora. El mundo al revés… Pero nosotros lo volveremos al derecho… No es culpa nuestra que los negros no hubieran descubierto aún la rueda en la época en que Stanley atravesó África; ni que en cuatro mil años no hayan sido capaces de crear una escritura propia. Es cruel recordarlo; pero precisamos traerlo a colación para poner las cosas en claro y a cada uno en su lugar.”

    – Página número 169, de la línea 6 a la línea 26 ambas incluidas:
    “Su superioridad no admite discusión: las pruebas son perentorias, aplastantes, universales. ¿Qué sería hoy Japón sin las ciencias occidentales? Una pequeña nación folklórica en manos de las agencias turísticas, o poco más… Se interpreta a Bach, a Beethoven o a Brahms en Sydney, Tokio y Filadelfia; pero apenas a los compositores japoneses o norteamericanos en Milán o Viena, porque las partituras de aquellos serán siempre geniales e inmortales, y las de éstos, una curiosidad exótica, todo lo más. Cierto que, precisamente ahora, la música negra invade Europa; pero no se puede hablar de cultura a propósito de esa barahúnda de ruidos que expresan los más primarios sentidos”.

    – Página número 171, de la línea 24 a la línea 31 ambas incluidas:
    “Esta exclusividad de POTENCIA CREADORA que ostenta Europa desde hace siglos es debida a la coyuntura de un tipo de raza establecida en un tipo de terreno. Si trasladásemos negros a Borgoña, desaparecerían, y si instalásemos nuestra raza durante un milenio en el Ubangui-Chari, acabaría degenerando. Se trata de un fenómeno geoetnológico comparable -excusad la metáfora- al vino de Borgoña.

    – Página número 183, de la línea 19 a la línea 23 ambas incluidas:
    “Demográficamente, Europa puede alinear mas de cuatrocientos millones de hombres; la URSS doscientos veinte, y Estados Unidos, doscientos- de los que hay que restar veinte millones de negros, de baja calidad competitiva-.”

    – Página número 197, de la línea 4 a la línea 24 ambas incluidas:
    “Hay razas, y de cualidades sensiblemente variables. Sostener que el celtogermano es un hombre idéntico al bosquimán del Kalahari es una imbecilidad propia del programa de atrofia de cerebros que en estos momentos se desarrolla en las escuelas primarias. Todos los hombres no son iguales, y únicamente la UNESCO será capaz de sostener que un griego de la época micénica era exactamente “igual” a un jíbaro del Amazonas. Podemos dividir someramente las razas humanas en tres categorías: razas fecundas, razas capaces de adaptación rápida y razas estériles. Naturalmente en el interior de cada grupo existen niveles distintos. Raza fecunda es, sobre todas, la indoeuropea; de las capaces de adaptarse destacamos a la japonesa, y entre las particularmente estériles, la negra. Hace cuatro siglos que los portugueses desembarcaron en el litoral africano. Sin embargo, en 1900, los africanos permanecían aún en la Edad de Piedra. Ni siquiera habían intentado copiar lo que nosotros teníamos de superiores.”

    – Página número 199, de la línea 20 a la línea 31 ambas incluidas:
    “Entre un negro y una francesa hay un indudable mestizaje, y lo rechazamos. Por otra parte, las barreras entre blancos y negros, originadas por la repulsión íntima instintiva, son infranqueables. Después de tres siglos de convivencia la barrera de razas se mantiene incluso en Estados Unidos. Existen abundantes amancebamientos blanco-negra o negro-blanca; pero las parejas legítimas bicolores son muy raras y están sometidas al menosprecio de ambas comunidades. Por otra parte, los que se cruzan así son generalmente los desechos de las dos razas.

    – Página número 200, de la línea 3 a la línea 8 ambas incluidas:
    “No se llegará jamás a integrar las razas blanca y negra, y está bien así. Por el contrario no se puede hablar de mestizaje entre eslavos y germanos, o entre mediterráneos y escandinavos. Europa puede permitirse el lujo de un racismo EXTERIOR, pero no de un racismo INTERIOR.”

    – Página número 221, de la línea 28 a la línea 31 ambas incluidas:
    “En espera de nuestro regreso, la actual balcanización de África solo puede favorecernos. Las marionetas políticas negras pueden, involuntariamente, servirnos con eficacia.”

    – Página número 255, de la línea 16 a la línea 31 ambas incluidas:
    “El problema negro va a envenenar a Estados Unidos durante el próximo medio siglo. Se trata de un problema insoluble, porque nunca la población blanca aceptará el mestizaje y la integración… Las razas superiores han tolerado la supervivencia de razas inferiores o de vencidos si precisaban de ellos para explotarlos. Si esta explotación se demostraba imposible, se procedía a su exterminación como en el caso de los pieles rojas. Si la explotación es posible se acepta la cohabitación: caso de los negros.”

    Fecha: 18/12/2009 22:05.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: